Todo sobre el cuidado de la batería de tu coche (I)

Todo sobre el cuidado de la batería de tu coche (I)
Comparte si te ha gustado...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest

Un reciente estudio elaborado por una prestigiosa aseguradora concluía que más de la mitad de las asistencias en carretera se deben a problemas con la batería del coche, bien por estar descargada o necesita cambiarse. ¿Y tú? ¿Realizas un correcto mantenimiento de la batería de tu coche? ¿Sabes cómo alargarle la vida? Aquí tienes algunos consejos.

El mal estado de la batería de tu coche puede darte más de un disgusto, dejándote “tirado” en el peor momento. Realizar un correcto mantenimiento de la batería es algo esencial, y, además, barato.

Por norma general, la batería de un coche tiene una vida que oscila entre los tres y los cinco años, pero todo va a depender de tus circunstancias. Por ejemplo, si usas el coche en ciudad, la batería durará menos que si conduces mucho por carreteras, sobre todo tipo autovía. También influyen otros aspectos como los accesorios eléctricos de tu vehículo, e incluso tus hábitos al volante.

¿Cómo prolongar la vida a la batería de tu coche?

Como en todo lo relacionado con el vehículo, hay una serie de trucos para que tu batería dure más. Desde Recalvi, vamos a darte algunos consejos para alargar su vida.

No tengas el coche parado demasiado tiempo.

La batería del coche se va descargando si no lo usas. Nuestro consejo es que, si lo tienes parado, lo arranques al menos una vez al mes y circulen unos 30 kilómetros por carretera. Es el tiempo que necesita el alternador para poder recargarla. Si lo vas a tener parado durante más tiempo, es incluso preferible que desconectes la batería, con sólo soltar el borne negativo, y asegurarte de que no entra en contacto con ninguna parte metálica del vehículo. Ten en cuenta, eso sí, que se van a desconfigurar algunos sistemas de tu coche, como la radio, el ordenador de a bordo, o incluso códigos de algún sistema de seguridad.

Evita temperaturas extremas

Trata de no dejar tu coche aparcado en sitios con temperaturas excesivamente bajas o altas. Evita lugares por debajo de 5º y por encima de 30º. Ningún extremo es bueno.

No uses el coche para trayectos cortos

¡Caminar es muy sano! También para tu coche. Evita usar el coche para trayectos cortos, ya que no da tiempo al alternador a recargar la batería que gastas en el arranque, que es cuando más energía se consume.

Pisa el embrague para arrancar

Si tu coche no es automático, pisa el embrague para arrancar, como hacían nuestros padres. No es que los coches modernos lo “necesiten”, pero si arrancas con el embrague pisado, ahorras mucho trabajo a tu batería, que nada más tendrá que usar energía para arrancar el motor; de otra forma, también tendrá que suministrar electricidad al sistema de transmisión.

No tengas nada encendido al arrancar

Insistimos con el arranque. Es importante que no tengas nada encendido en el momento de arrancar: ni aire acondicionado, ni radio, ni luces. Deja que el único esfuerzo que tenga que hacer tu batería en ese momento sea el de arrancar el motor.

Cuidado con los accesorios eléctricos

Si te gusta personalizar tu coche, tunearlo, ¡genial! Pero vigila que todos los cables y conexiones queden perfectamente aislados ya que, de lo contrario, la batería emitirá pequeñas descargas cuando el vehículo esté parado, que acabarán por desgastarla prematuramente.

Con el coche parado, todo apagado

No pongas la radio ni enciendas las luces ni ningún otro sistema que requiera electricidad cuando tu vehículo esté parado. Es preferible que antes lo enciendas… No vaya a ser que después necesites de unas pinzas o de asistencia técnica porque la batería se ha descargado.

Vigila los bornes

En ocasiones, alrededor de los bornes de la batería se puede formar una especie de costra blanca. Si es así, puedes eliminarla con una sencilla mezcla de agua y bicarbonato, frotando con un cepillo metálico. Una vez limpios, protégelos con vaselina neutra o con un aerosol específico, que podrás encontrar en cualquiera de las tiendas Recalvi.

Revísala en el taller

Por último, no está de más que, cuando lleves el coche al taller para las revisiones periódicas de mantenimiento, les pidas que echen un vistazo a la carga y estado de la batería. Siempre evitarás males mayores.

Esperamos que estos consejos te sean útiles. En una próxima entrada, te contaremos cómo detectar si la batería se está gastando, y qué hacer en caso de que se te descargue, para salir del paso.

Comparte si te ha gustado...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest

Deje su comentario

Comentario (obligatorio)

Usted puede usar estos tags HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (obligatorio)
Email (obligatorio)

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.